Eres lo que comes

Aprende la diferencia entre comer y alimentarte

Propiedades de la Carne de Pasto

abajo

La clave está en el pasto fresco

Gracias a su mayor contenido en omega 3, antioxidantes y vitaminas, el pasto fresco marca la  diferencia en el perfil nutricional de la carne, los lácteos y los huevos. Ni los granos ni el forraje seco contienen niveles comparables de estas sustancias

¡Descubre los beneficios de la carne de pasto!

Omnívoro Salud

Respetamos la naturaleza de cada animal

En Omnívoro los rumiantes solo comen pasto fresco y forrajes (cero granos) y los no rumiantes comen pasto fresco además de la ración de grano que necesitan para estar bien alimentados.

Ternera 100% de pasto

Cordero 100% de pasto

Cabrito 100% de pasto

Pollo pastoreado

Cerdo pastoreado

Pavo pastoreado

El sol y el movimiento también son importantes: además de mejorar el bienestar animal, aumentan el contenido de vitamina D y reducen la cantidad de grasa de la carne.

Tú eres omnívoro

Tu aparato digestivo no está diseñado para digerir pasto. Pero a través del consumo de productos de animales alimentados con pasto, puede absorber las sustancias que necesitas para tener una salud óptima.

Los datos del siguiente listado han sido extraídos de la web http://eatwild.com/healthbenefits.htm, del e-book “The truth about red meat” de Chris Kresser, el libro “Sacred Cow” de Diana Rodgers y Robb Wolf, y de la charla de la científica Susan Duckett en la conferencia Grassfed Exchange: https://youtu.be/uPL-FHf-9VY

Contenido graso

Cada gramo de grasa tiene 9 kcal, más del doble que los carbohidratos o las proteínas. Si quieres moderar tu consumo de grasa y calorías, la carne de animales que comen pasto te puede ayudar porque es más magra.

 

Omega 3

Los ácidos grasos omega 3 son nutrientes esenciales que nos ayudan a prevenir las enfermedades cardiovasculares. Una ingesta adecuada se asocia con mejores valores en marcadores como los triglicéridos, la presión arterial y el colesterol HDL. Además, son muy beneficiosos para la salud del cerebro y de los ojos, y reducen la inflamación crónica en el cuerpo, asociada con numerosas enfermedades degenerativas. El 60% de los ácidos grasos que hay en la hierba fresca son ácidos grasos omega 3.

Hasta 6 veces más omega 3 en la carne de vacuno 100% de pasto y 2 veces más en la carne de pollo pastoreado. Hasta 10 veces más omega 3 en huevos de gallinas pastoreadas.

 

Grasa saturada

Dentro de los ácidos grasos saturados, existe un tipo llamado ácido esteárico que no sube el colesterol e incluso podría reducirlo. En cambio, otros tipos de grasa saturada como el ácido palmítico sí aumentan los niveles de colesterol en sangre.

Hasta un 70% más de esteárico y un 30% menos de palmítico en la carne de vacuno 100% de pasto.

 

Proporción ω6/ω3

Aunque tanto los omega 6 (ω6) como los omega 3 (ω3) son grasas esenciales, una alta proporción de ω6 respecto a los ω3 está asociada con un incremento en el riesgo de padecer cáncer, enfermedades cardiovasculares, alergias, depresión, obesidad y trastornos autoinmunes. La proporción ideal está entre 2:1 (el doble de ω6 que de ω3) y 5:1 (5 veces más ω6 que ω3).

La carne de vacuno 100% de pasto tiene una proporción ω6/ω3 de en torno a 2:1, mucho más saludable que la de la carne convencional que puede llegar a valores de 14:1 o incluso más.

Ácido linoleico conjugado (CLA)

Algunos estudios han observado que esta sustancia previene el cáncer. También se le atribuye una estimulación del crecimiento de la masa muscular, acompañada de pérdida de peso. También podría prevenir y mejorar los síntomas de la diabetes tipo 2 al mejorar la tolerancia a la glucosa e incluso reducir el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares.

Hasta 6 veces más CLA en la carne y la leche de rumiantes alimentados 100% a pasto.

 

Antioxidantes (betacarotenos, luteína, etc.)

Los antioxidantes son sustancias que nos protegen de los efectos de los radicales libres, responsables del envejecimiento prematuro y causantes de enfermedades degenerativas. Además, el betacaroteno se puede transformar en el cuerpo en vitamina A. Cuando la hierba fresca se seca los niveles de antioxidantes caen en picado.

Hasta 7 veces más betacaroteno en huevos de gallinas pastoreadas y 10 veces más en carne de vacuno 100% de pasto. Hasta 2 veces más luteína en la carne de cordero de pasto.

 

Vitamina E

Un potente antioxidante, la vitamina E está asociada con un menor riesgo de padecer cáncer y enfermedades cardiovasculares. Su deficiencia está muy extendida en las poblaciones modernas.

Hasta 4 veces más vitamina E en la carne de vacuno alimentado 100% a pasto y 5 veces más en la carne de pollo pastoreado.

 

Vitamina D

Esencial para la salud ósea, la vitamina D también es necesaria para el buen funcionamiento del sistema inmune y la protección ante los virus y otras infecciones. Pese a que la podemos sintetizar a través de la exposición al sol, su deficiencia está ampliamente extendida.

Hasta 6 veces más vitamina D en huevos de gallinas pastoreadas.

Investigadores del Instituto de Investigación en Ciencias de la Alimentación (CIAL) de la Universidad Autónoma de Madrid analizaron el perfil graso de muestras de nuestra carne de vacuno 100% de pasto y lo compararon con el de muestras de carne convencional.

Ácido linoleico (Omega 6) (%)

Ácido alfa linolénico (Omega 3) (%)

Nuestra carne de vacuno 100% de pasto tiene más ácidos grasos omega 3 cardiosaludables.

Proporción Omega 6 / Omega 3

Nuestra carne de vacuno 100% de pasto tiene una proporción ω6/ω3 más saludable.

EPA + DPA + DHA (%)

Nuestra carne de vacuno 100% de pasto tiene mayor cantidad de ácidos grasos poliinsaturados de cadena larga, reconocidos por su acción cardioprotectora y otros efectos positivos en la salud humana.

Ácido palmítico (%)

Ácido esteárico (%)

Nuestra carne de vacuno 100% de pasto tiene una proporción de ácido palmítico respecto al esteárico menor, lo que significa que aumenta menos los niveles de colesterol.

C18:1 T10 (%)

Nuestra carne de vacuno 100% de pasto contiene significativamente menos cantidad de un ácido graso, el C18:1 t10, que podría favorecer el aumento de triglicéridos en plasma, asociado a enfermedades cardiovasculares.

Ácido vaccénico (%)

Nuestra carne de vacuno 100% de pasto contiene significativamente más cantidad de ácido vaccénico, un ácido graso que se convierte en el cuerpo en CLA.

¿Cuándo vas a empezar a alimentarte?